La facturación electrónica se vuelve obligatoria a partir de 2025

Desde el año 2025, las empresas y profesionales en España que realicen operaciones con otros empresarios o profesionales estarán obligados a adoptar la facturación electrónica. Este cambio significativo es impulsado […]

Desde el año 2025, las empresas y profesionales en España que realicen operaciones con otros empresarios o profesionales estarán obligados a adoptar la facturación electrónica. Este cambio significativo es impulsado por la Ley 18/2022, de creación y crecimiento de empresas, que establece un proceso de implementación en dos fases.

La primera fase, que inicia un año después de la aprobación del reglamento que regula la factura electrónica, exigirá la emisión de facturas electrónicas para empresarios y profesionales con un volumen de operaciones superior a ocho millones de euros. La segunda fase, que comienza dos años después de la aprobación del reglamento, extiende la obligatoriedad a aquellos con un volumen de operaciones inferior a ocho millones de euros.

 

¿Qué es la facturación electrónica?

La facturación electrónica es un proceso integral que abarca la emisión, envío, recepción y archivo de facturas en formato digital, sustituyendo las tradicionales en papel. Este cambio tiene como objetivo principal agilizar y mejorar los procesos contables y administrativos de las empresas, al mismo tiempo que contribuye a la reducción del impacto ambiental asociado al uso del papel.

Aquí presentamos algunos aspectos clave relacionados con la facturación electrónica:

1. Formato Digital: La generación de facturas en formato digital, generalmente en estándares como XML, permite incluir información esencial sobre la transacción, detalles del producto o servicio, impuestos aplicables, entre otros.

2. Firma Electrónica: Para garantizar la autenticidad e integridad de la factura electrónica, se emplean firmas electrónicas o sellos digitales, asegurando que la factura no ha sido alterada y proviene de la entidad emisora legítima.

3. Interoperabilidad: Los sistemas de facturación electrónica están diseñados para ser interoperables, facilitando la transmisión de información entre empresas y autoridades fiscales.

4. Regulaciones y Cumplimiento: La implementación de la facturación electrónica suele respaldarse en regulaciones gubernamentales, con requisitos específicos para garantizar su validez legal y evitar sanciones.

5. Ahorro de Costos y Eficiencia: Este método puede generar ahorros significativos al reducir los costos asociados con la impresión, envío postal y almacenamiento de facturas en papel, además de agilizar procesos administrativos mediante la automatización.

6. Seguridad y Confidencialidad: Se implementan medidas robustas, como encriptación y accesos controlados, para proteger la información contenida en las facturas electrónicas.

7. Archivo Digital: La facturación electrónica implica el archivado digital de las facturas emitidas y recibidas, facilitando la gestión documental.

 

persona pagando con un medio contactless, que emite factura electrónica

Beneficios de la facturación electrónica

La facturación electrónica presenta varias ventajas significativas en comparación con las facturas tradicionales en papel. Estas ventajas abarcan aspectos económicos, operativos y medioambientales, haciendo que la transición a este método sea beneficioso para empresas y profesionales. Aquí se detallan algunas razones por las cuales la facturación electrónica es considerada superior:

  1. Eficiencia Operativa: La automatización de procesos agiliza la emisión y recepción de facturas, reduciendo la carga administrativa y mejorando la eficiencia operativa.
  2. Ahorro de Costos: Elimina gastos asociados con la impresión y envío postal de facturas, generando ahorros significativos y minimizando errores manuales.
  3. Sostenibilidad Ambiental: Contribuye a la conservación de recursos forestales al reducir el uso de papel, disminuyendo la huella de carbono asociada a la producción de papel.
  4. Seguridad y Cumplimiento Normativo: Utiliza firmas electrónicas y encriptación para garantizar la autenticidad, integridad y confidencialidad de las transacciones, evitando sanciones y asegurando el cumplimiento normativo.
  5. Mejora de Relaciones Comerciales: La disponibilidad rápida y precisa de información facilita auditorías y revisiones, fortaleciendo las relaciones comerciales con clientes, proveedores y autoridades fiscales.

Estas ventajas destacadas de la facturación electrónica subrayan su papel fundamental en la optimización de procesos empresariales, la reducción de costos, la promoción de prácticas sostenibles y la mejora de la seguridad en las transacciones comerciales. La adopción de este método no solo responde a exigencias normativas, sino que también impulsa una transformación positiva en la manera en que las empresas gestionan sus operaciones financieras.

 

¿Qué se requiere para emitir facturas electrónicas en España?

Para cumplir con los requisitos de la Agencia Tributaria y emitir facturas electrónicas en España, es esencial:

  • Disponer de un certificado digital para garantizar la autenticidad de las facturas.
  • Utilizar un software de facturación homologado que cumpla con los requisitos técnicos establecidos.
  • Incluir los datos obligatorios, como el número de factura, fecha de emisión, importe, etc.

Es importante destacar esto no solo conlleva beneficios económicos y operativos, sino que también es una alternativa más sostenible y respetuosa con el medio ambiente en comparación con la facturación en papel. Adoptar este cambio no solo es una obligación legal, sino también una oportunidad para optimizar los procesos empresariales y contribuir al cuidado del entorno.

 

En conclusión, la implementación obligatoria de la facturación electrónica en España a partir del año 2025, impulsada por la Ley 18/2022, marca un cambio significativo en la forma en que las empresas y profesionales gestionarán sus operaciones financieras. Este proceso, dividido en dos fases, busca agilizar y modernizar los procedimientos contables y administrativos, contribuyendo no solo a la eficiencia operativa, sino también a la reducción del impacto ambiental asociado al uso del papel.

Las ventajas destacadas de la facturación electrónica, como la eficiencia operativa, el ahorro de costos, la sostenibilidad ambiental, la seguridad y el cumplimiento normativo, subrayan su papel fundamental en la optimización de procesos empresariales. Más allá de ser una obligación legal, adoptar este cambio representa una oportunidad para las empresas de transformar positivamente la gestión de sus operaciones financieras, fortaleciendo relaciones comerciales y contribuyendo al cuidado del entorno.

 

.

0 comentarios